Muchos métodos que han sido utilizados durante años para predecir si el bebé será niña o niño. Seguro que te has topado con algunos de estos “cuentos de viejas” en el transcurso de tu embarazo. ¡Aunque éstas no tengan una base científica, puede ser divertido considerarlas!

  • Coloca su anillo de bodas en un pedazo de cordón. Sostén el cordón sobre tu abdomen para que el anillo haga la función de un péndulo. Si éste se balancea de un lado a otro, es un niño. Si éste se balancea en círculos, es una niña.
  • Si tu vientre está alto, es una niña. Si tu vientre está bajo, es un niño.
  • Si los latidos del corazón del bebé son rápidos, es un niño. Si los latidos del corazón son más lentos, es una niña.
  • Si tú prefiere acostarte del lado izquierdo cuando descansas, es un niño. Si prefieres acostarte del lado derecho, es una niña.
  • Pon dos sillas y encima coloca un cojín en cada una, dile a alguien que te guarde unas tijeras, tú tienes que elegir donde sentarte, sin a ver mirado donde las han colocado. Si te sientas en la tijera es niña y si por el contrario te sientas donde no hay nada, dicen que es un niño.
  • No sé si estos métodos aciertan, pero seguro que un rato divertido te hacen pasar.